miércoles, 4 de junio de 2008

Rota, primavera de 2007

Cuando anochezca

serás de nuevo faro

y yo velero

5 comentarios:

Gabriel dijo...

Magia y música.
Cita y sonrisa.
Mirada y encuentro.
Tu haiku y el fandango.

inma dijo...

¡Qué bonito Isa!
Es bueno sentirse libre como un velero pero sintiéndose guiado desde lejos.

Loli dijo...

Así quiero verte, brillar como un faro.

Inés dijo...

Me encantan los faros. Precioso.

Isa dijo...

Gracias de nuevo a todos. Voy a seguir esa luz con los ojos del alma, para que la noche, negra y temible, no me pueda en absoluto. Un beso. Voy a despertar a mis niños para el cole, que se hace tarde. Luego nos leemos nuevamente. Besos.