viernes, 21 de noviembre de 2008

Pájaros apuntAlados

Levanto la casa
que lucho a diario, ansío
un horizonte al que acudir.

Llegas a mis ruinas
y no te pesan porque se alzan refugio,
hogar entre puntales;
sostienes pájaros.

8 comentarios:

inma dijo...

Preciosas metáforas, amigo. El que las ruinas de uno sean hogar de otro me parece de una belleza infinita. Un besazo.

Gabriel dijo...

Arquitecto de la poesía, coges líneas de infinitos vértices que acaban juntos e invisibles, formando unos versos que unen la casa, la acogida, con el horizonte, el sueño, para no temer dónde empiezan ni terminan los dos.
Un abrazo.

beli dijo...

Sin ninguna duda, eres un mago de las palabras. Las elevas, le das alas y construyes los más hermosos poemas.

Me quedo con el verso de un horizonte al que acudir.

No perder de vista el horizonte de tus ojos...me hace naufragar sin miedo.

lorenzo dijo...

Muchas gracias compañeros, me alegro de que os guste. Perdonad, pero lo he reescrito, creo que ahora está. Que vuelen besos.

LaRubia dijo...

Neneito... reestructuras mi vida con cada golpe de verso. Sabes que gusta. Graciaaass

Isa dijo...

¿Quién puede ofrecerte un horizonte más claro que quién celebra tus ruínas como si se trataran de un palacio?
Me encanta, Loren. Espero otra belleza de éstas en breve.

Loli dijo...

Después de los comentarios de mis compañeros no tengo más que unirme a ellos e inclinarme ante tamaña belleza.

lorenzo dijo...

Estoy emocionado. Es tan inmenso vuestro apoyo en mi subsuelo poético... Gracias por esta ilusión.